Noticias

Empoderar a las empresas propiedad de mujeres en la República Dominicana
Noticias

Empoderar a las empresas propiedad de mujeres en la República Dominicana

22 julio 2020

Compartir


Agradecemos a ILDA (Iniciativa Latinoamericana por los Datos Abiertos https://idatosabiertos.org/en/) por considerar como referencia el trabajo que ha venido realizando el gobierno de la República Dominicana, a través de la Dirección General de Contrataciones Públicas para el empoderamiento económico de la mujer, fomentando su participación en los procedimientos de compras y contrataciones públicas.

En dicho artículo, entre otras cosas, se destaca el rol proactivo de la Dirección en:

– El cumplimiento y promoción de las políticas públicas en favor de las mujeres en materia de contratación pública;

– La promoción del mercado público para que las mujeres se registren como proveedoras del Estado.

– La realización de ruedas de negocios de mujeres para acercar a las unidades de compras de las instituciones públicas con las empresas lideradas por mujeres.

Igualmente, se hacen referencia a los datos sobre los avances de las mujeres en las contrataciones públicas y los retos a futuro que están publicados en el visualizador de datos de mujeres de la Dirección General de Contrataciones Públicas https://www.dgcp.gob.do/visualizaciones/.

ILDA fue fundada en el 2012 como un programa de investigación que buscaba promover y comprender el uso de los datos abiertos en América Latina.

La República Dominicana ha mostrado un enfoque pionero para incluir a las mujeres en la contratación pública.

Resumen

  • Alentar a las empresas propiedad de mujeres requiere un enfoque específico
  • El éxito se puede lograr combinando cuotas con eventos y talleres
  • Los datos de buena calidad son esenciales para monitorear la inclusión de género

El Problema

Una vez conocida principalmente por sus playas y guineos, la República Dominicana ahora tiene la economía más grande en el Caribe y América Central. Sin embargo, hasta hace poco las mujeres no compartían los frutos de su éxito.

A principios de la década de 2000, el gasto gubernamental en adquisiciones, una herramienta importante para promover la igualdad de género, se destinó casi exclusivamente a los hombres.

Para las mujeres empresarias, que a menudo manejan pequeñas empresas familiares, la contratación pública se consideraba un mercado excluyente, fuera del alcance y no valía la pena el esfuerzo necesario para ganar un contrato.

“Ninguna economía puede desarrollar todo su potencial, a menos que mujeres y hombres participen plenamente.” Kristina Georgieva, Directora del Fondo Monetario Internacional

El enfoque

En 2012, la Dra. Yokasta Guzmán se convirtió en la primera mujer directora de compras públicas de la República Dominicana.

Su oficina, la DGCP, comenzó a lanzar una serie de iniciativas dirigidas a empresas propiedad de mujeres. Estos incluyen:

  • Alentar a las mujeres a registrarse como proveedoras en la base de datos del gobierno
  • Hacer operativo el objetivo del 5% de todos los contratos del gobierno para ir exclusivamente a empresas propiedad de mujeres
  • Organizar eventos y talleres de capacitación para familiarizar a las mujeres con la contratación pública electrónica.

Para crear conciencia, se realizaron «ruedas de negocios» en todo el país. En estos eventos, los funcionarios pudieron identificar dónde estaban ubicadas las empresas propiedad de mujeres y conocer a las mujeres cara a cara para explicarles las oportunidades.

Los eventos de seguimiento incluyeron capacitación sobre cómo utilizar el sistema de contratación electrónica del gobierno y talleres sobre técnicas de entrevista y presentaciones.

Para asegurar a las mujeres proveedoras que el sistema para la asignación de obras no fuera manipulado a favor de los hombres, se introdujo un sistema de sorteos. Cualquier empresa que cumpliera con los criterios de selección se ingresó en una «tómbola» con el (la) ganador(a) dado (a) a conocer en el instante y con presencia de público.

Las estadísticas sobre inclusión de género se publicaron en línea utilizando cuadros y mapas claros, en lugar de ser enterrados en informes gubernamentales u hojas de cálculo.

Una Rueda de Negocios del Sector Público en Santo Domingo donde las mujeres proveedoras se reúnen con funcionarios del gobierno de las instituciones con mayores presupuestos asignados

 

Los resultados

Entre 2012 y 2017, el número de mujeres proveedoras en la base de datos de DGCP aumentó de 2,000 a 15,000.

Además de los sectores tradicionalmente «femeninos», como la agricultura y los servicios, casi todas las industrias estuvieron representadas desde la minería hasta la investigación, la ingeniería y la tecnología.

Las mujeres se registraron en todo el territorio, incluso en las provincias más remotas, lo que sugiere que el enfoque de «acudimos a ustedes» de las ruedas de negocios ha funcionado.

Para 2019, una quinta parte de los contratos del gobierno, por un total de RD$20 mil millones (US$350 millones) fueron adjudicados a mujeres.

Como lo expresó la Dra. Guzmán, «las mujeres habían dejado de rogar por favores y comenzaron a reclamar sus derechos».

Una visualización de datos que muestra la cantidad de contratos gubernamentales otorgados a mujeres, publicada en el sitio web de DGCP (https://www.dgcp.gob.do/visualizaciones/)

Visualizaciones

Una visualización de datos que muestra la cantidad de contratos gubernamentales otorgados a mujeres, publicada en el sitio web de DGCP

 

Los desafíos

Al igual que con cualquier política diseñada para favorecer a un grupo específico, existen riesgos involucrados. Por ejemplo, las empresas pueden emplear un número simbólico de mujeres simplemente para obtener un estatus preferencial.

El enfoque proactivo adoptado por la DGCP al buscar y conocer mujeres en eventos y talleres hizo que esto fuera menos preocupante.

Al supervisar el proceso de registro, los funcionarios del gobierno pudieron verificar que las mujeres poseían o tenían una participación mayoritaria en un negocio.

Una vez que un negocio propiedad de mujeres fue agregado a la base de datos, fue importante rastrear lo que sucedió después.

Esto requirió un trabajo minucioso para agregar marcadores de género o «etiquetas» a los datos del gobierno, un proceso conocido como «desagregación».

Una vez que las etiquetas estuvieron en su lugar, la DGCP pudo ver qué empresas propiedad de mujeres habían ganado contratos, qué tipo de contratos se les adjudicaron y por qué cantidad, información crucial para medir el éxito de la política.

“En conclusión, las compras públicas pueden ser utilizadas para la inclusión de las mujeres en los procesos de desarrollo; pero este marco aún es incipiente. De los casos analizados (México, Colombia, Chile, República Dominicana y la Ciudad de Buenos Aires), las mejores prácticas las tiene la República Dominicana. Ello se debe a que el proceso de compra también se concibe como uno que fomenta la inclusión de mujeres, por lo que se arroja cuenta de cómo es que las adquisiciones públicas contribuyen a su participación económica. Sin duda, la información aún puede mejorarse en la región a partir de distinguir cómo es que las compras del gobierno pueden mejorar la calidad de vida de las personas”. 

Los próximos pasos

La República Dominicana ha comenzado a compartir su experiencia sobre inclusión de género con los países vecinos, comenzando con El Salvador y Costa Rica.

Se han lanzado esquemas similares en toda América Latina, con Chile y la ciudad de Buenos Aires introduciendo la certificación para empresas propiedad de mujeres.

Sin embargo, a medida que los gobiernos reaccionan a la pandemia de Covid-19, existe el riesgo de que la inclusión de género salga de la agenda.

El desafío será garantizar que las empresas propiedad de mujeres no terminen donde comenzaron y puedan desempeñar un papel igual en la recuperación del país.

Fuente: lLDA

Por Ana Joaquina Ruiz Guerra.

Nota: Traducción libre

Redes Sociales

Alianzas Internacionales

Unete a la Comunidad de Compras

Mantente informado al suscribirte a nuestro boletín en donde recibirás todas las informaciones sobre capacitaciones, talleres, actualizaciones e informaciones de interés.